Renuncia investigador Jorge Enrique Gómez al Comité del Covid-19 por falta de interés de los entes gubernamentales del departamento

Notablemente molesto con las autoridades de Armenia y el Quindío se declaró el investigador en salud Jorge Enrique Gómez Marín, quien renunció al Comité Científico para COVID 19 del cual hace parte la Gobernación y varios docentes expertos en diferentes áreas de la Universidad del Quindío.

Explicó el académico, que luego de exponer la necesidad de contar con un laboratorio de diagnóstico molecular en el departamento, se argumentaron todos los obstáculos posibles para no hacer real la idea, además afirma que esta semana propuso la realización de una reunión con el epidemiólogo quindiano José J. Arbeláez quien trabaja en la Universidad John Hopkins y no obtuvo respuesta al respecto, lo que evidencia que sus opiniones y propuestas no tienen eco, por lo que considera inútil seguir haciendo parte de dicho Comité y decide presentar renuncia a partir de la fecha.

En su carta de renuncia dirigida al alcalde José Manuel Ríos Morales, el científico explica que desde el 20 de marzo a la fecha, fueron convocados en tres ocasiones para detallar aspectos relativos al diagnóstico y la preparación del personal de salud del departamento.

Se discutieron medidas de prevención y se aportaron recomendaciones sobre lo que la evidencia científica permite asumir como medidas eficaces y lo que no, para esta pandemia.

Se logró consolidar un curso virtual para personal de salud y se aclararon dudas sobre las pruebas que están indicadas, evitando detrimento del patrimonio público adquiriendo pruebas que no se encuentran validadas.

El investigador Jorge Enrique Gómez agrega en su carta de renuncia que “A pesar de que he sido reiterativo sobre la importancia de contar con un laboratorio de diagnóstico molecular en el departamento, veo que esto ha tenido muchos obstáculos, entre otros se argüía que no se podía apoyar universidades para esto desde entes territoriales, lo cual no es cierto, como lo estipula la Resolución 1619 de 2015 del Ministerio de Salud”.

Recalcó que en la Universidad Tecnológica de Pereira recibió aportes de la Gobernación y el municipio, y lleva varias semanas apoyando y mejorando la oportunidad en el diagnóstico e identificación de casos, lo que constituye en un cúmulo de experiencia para dicho departamento en cuanto al manejo de la nueva infección.

También, se refiere a que la Universidad de Caldas inició el servicio de pruebas, con el apoyo de la Gobernación.

Lamenta no contar con el respaldo de las autoridades regionales para que el Centro de Investigaciones Biomédicas de la Universidad del Quindío que tiene mucha más experiencia y capacidad en diagnóstico clínico molecular en el Eje Cafetero, no esté adelantando estas pruebas.

Dice el médico Jorge Gómez docente de la Universidad del Quindío, que no ve ningún interés de invitar el comité a discutir estrategias para lo que sigue cuando se retomen las actividades económicas de manera gradual en la región.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *